El presidente de Rusia, Vladimir Putin, tuvo una llamada con el canciller alemán Olaf Scholz en la que afirmó que Ucrania y sus gobernantes están intentando sabotear o dañar las negociaciones entre los dos países con propuestas no realistas.

La intención de las negociaciones es poner fin a la invasión de Rusia en Ucrania, que la parte rusa llama "operación militar especial".

Justamente Vladimir Putin afirmó que a pesar de "los intentos de saboteo" su delegación está dispuesta a continuar la búsqueda de soluciones en el marco de sus enfoques de seguridad, que incluyen no hacer parte de la OTAN y "desmilitarizar" Ucrania.

Putin también responsabilizó a Kiev de ataques en la provincia separatista de Donetsk y afirma que las muertes que estos causaron fueron ignoradas por occidente.

Mientras eso pasa, Ucrania lanzó críticas contra el canciller alemán, afirmando que debe involucrarse más y no intentar buscar puntos neutrales entre Rusia y los ucranianos. El asesor de la Presidencia, Mikhail Podoliak, manifestó que no puede hacer excusas por los ciudadanos rusos, pues dice que "las recientes encuestas muestran que el 71% de los rusos apoyan la guerra y las masacres".


La Oficina para los Derechos Humanos de la ONU en Colombia publicó su reporte sobre homicidios de personas defensoras de derechos humanos entre enero y febrero de 2022. En ese informe el organismo señala que conoció 37 alegaciones de crímenes contra esa población en las que está trabajando.

Hasta el momento la ONU menciona que ha podido verificar cinco casos en los que se cumple el carácter de defensor y se pudo comprobar que alguna de las hipótesis del homicidio está vinculada con su actividad.

Esos casos se presentaron en los departamentos de Cauca y Cesar. Todos eran hombres, siendo dos indígenas y tres campesinos, incluyendo a un adolescente.

La oficina está haciendo labores para verificar el resto de alegaciones, pero ya indicó que uno de esos no es concluyente. Los reportes y las denuncias son principalmente en los departamentos del Pacífico, en Putumayo, Antioquia, Meta, Norte de Santander, Arauca y La Guajira.

En entrevista en 6AM Hoy por Hoy habló Julián Triana, tiktoker sobre cómo esta defendiendo su derecho a la libre expresión tras la denuncia de Juan Carlos Pulido. Le puede interesar:

escucha la entrevista completa aquí


"Creo que hay muchas cosas del debate que son interesantes y de este tema que son importantes. Sé que hay denuncias ya de otras redes sociales, pero en el caso de TikTok no encontré precedentes y no se había llegado a estas instancias. Hay que dialogar este tema ampliamente".

Manifestó que Juan Carlos Pulido no se contactó con él previamente. "A mí me llamó el fiscal del caso y me indicó que estaba citado, pero no sabía que había algo jurídicamente andando en ese sentido". Acerca de cómo saldría afectado por la denuncia afirmó, "ayer fue la diligencia de conciliación y pudimos encontrarnos y dialogar. Había unas pretensiones que son sobre el lucro cesante que deja de percibir esta persona a raíz de que tiene que ceder a su contrato con el Centro Nacional de Memoria Histórica, pero yo aclaro que no hay una relación de causalidad entre mi video y que el haya tenido que dejar el contrato. Hay una pretensión de una rectificación de una información que puede ser eventualmente. Así como la voluntad de quitar el video".

Sobre la posibilidad de que el vídeo sea una columna de opinión y este protegido por la Constitución, señaló que "yo soy abogado y en el momento en el que me pasó esto me contactó la Flip. Pero ahí va una cosa que tiene que ver con la libre expresión, y sobre todo por qué nos denuncian a quienes hacemos este contenido. Yo tengo los elementos suficientes, porque los medios ponen en la agenda el tema de que esta persona estaba involucrada en los hechos, yo reproduzco esa información, no una nueva. Por su puesto es más sencillo denunciarnos a nosotros que a los medios. A mí me miden los daños en relación con las interacciones con el vídeo, que en comparación a los medios no fue igual".